miércoles, 5 de septiembre de 2012

Un mal año lo tiene cualquiera...

Es hora de madurar, darse cuenta de lo que es lo importante. Es hora de rectificar, aprender de los errores. Es hora de cambiar, dejar el pasado atrás. Es hora de mejorar, aprovechar cada nueva oportunidad. Es hora de seguir, nunca rendirse... Un mal año lo tiene cualquiera...

No hay comentarios:

Publicar un comentario