sábado, 5 de noviembre de 2011

# 5/11/11 #

Nunca pensé que podría llegar a ocurrir. Era algo inalcanzable, algo fuera de lugar. Algo que si se cumpliera sería demasiado bonito como para ser cierto... Nunca he tenido confianza en mí mismo, pero he conseguido acumular una poca y usarla en el momento justo. Ahora es cuando me doy cuenta de que los finales felices también estan a mi altura, a pesar de todo... Y de que los imposibles también existen :D
Puedo decirlo más alto, pero no más claro. Te quiero.
Ya no me hace falta tener un sueño que mole, estar despierto mola más. 
Que guay, tío.

No hay comentarios:

Publicar un comentario